lunes, 15 de junio de 2009

Manga: Deadman Wonderland



Deadman Wonderland (デッドマンワンダーランド, ''Deadman Wonderland'') es un manga escrito por Jinsei Kataoka e ilustrado por Kazuma Kondou, quien también escribió e ilustró el manga Eureka Seven, y publicado en Shonen Ace.

A simple vista, el lector usual de manga puede decir que Deadman Wonderland tiene una pizca de buen gusto y humor, mezclada en una tonelada entera de gore-sarcasmo. La serie comienza y sigue con una línea de dibujo excelente, muy particular con una edición muy bien realizada (es realmente, el punto fuerte de esta obra) y unos textos limpios, necesarios pero no sobreabundantes. Pero bueno, tenemos un par de cositas que discutir, porque si bien Deadman Wonderland lleva relativamente poco escribiéndose y aún no ha terminado, si encontramos una buena tarea por parte de los guionistas, dejándonos paso a paso y capítulo a capítulo con la mano llena de dudas.

Vamos a ver dijo un ciego. Ubiquémonos.

Argumento

Diez años han pasado desde ' El Gran Terremoto de Tokio ', desastre masivo natural que hundió más del 70 por ciento de Tokio en el océano. Ganta Igarashi (el protagonista, digamos) es un pendejo relativamente normal, un chaboncito de esos que viven su vida como si nada, disfrutando de la compañía de otros pendejos tan pendejos como él (tiene 14 años mientras el manga se desarrolla).
La cosa cambia drásticamente cuando Ganta, estando en el aula de su escuela con sus compañeros, ve un ente particular (el hombre de rojo) flotando fuera, frente a la ventana. Un golpe, y el hombre rojo ha entrado en el aula y acabado con la vida de todos los amigos de Ganta. El propio chico está cubierto de restos de cadáveres (sangre, mayormente) y el hombre de rojo (un hombre cubierto por cadenas, una extraña armadura de placas y lo que parecen ser vestigios de indumentaria) se le acerca. Ataca a Ganta y éste se desmaya de una vez y por todas.
Ganta despierta un tiempo después en un hospital del estado, arrestado. Es el único sobreviviente de una masacre escolar y es juzgado como culpable, cuya pena es la de muerte. Ganta, totalmente destrozado por el trauma que tuvo que vivir, es conducido a la prisión, y acá empieza lo bueno; pues el mejor personaje de todos en esta historia es la prisión misma.

Deadman Wonderland (como se llama la única prisión) está concebida para divertir a todos los pobladores, para hacerlos reír y para ver a los condenados a muerte hacer lo imposible por sobrevivir. Después de todo, ya están muertos, ¿Qué cambia si mueren intentando ganar una carrera para extender su tiempo de vida, o si mueren por una ejecución limpia y sencilla?
Deadman Wonderland está, obviamente, organizada por niveles. El personal de vigilancia es muy estricto y las normas son rígidas y relativamente crueles. Como en toda prisión, también existe un código de convivencia interno que es impuesto de unos presos a otros, y también hay maneras de comerciar.

Por 50 centavos mas, te agregamos un spoiler (atenti aquí debajo)

Todo aquel que es parte de Deadman Wonderland tiene un collar que le es colocado cuando entra en la residencia. También, todos los reos que conforman DW deben trabajar para ganar créditos, créditos que les sirven no solo para comprar bienes y servicios (el que no trabaja, no come, no duerme, no se baña, etc.) sino también para comprarse unos caramelos que son extremadamente necesarios para la supervivencia, puesto que ese mismo collar libera en su cuerpo constantemente una toxina que los mata en tres días si no consumen el antídoto, el cual también venden a un elevado precio. El antídoto viene en forma de caramelo, y les dan uno cuando entran por primera vez.

Si esto te parece violento, esperá a ver lo que sigue a continuación.
Si bien el personal de DW suele presentarlo como un parque de diversiones, donde cualquiera puede acudir a ver el espectáculo, y ponen constantes amenazas de muerte en todas sus diversiones (todo un nutrido arsenal, desde carreras con obstáculos violentísimos hasta peleas a muerte entre los propios reos), no es todo esto lo que más aterroriza a la gente.
Si un reo pierde un evento y sobrevive para contarlo, todo DW (o sea, tanto reos como visitantes) presencian el castigo, en el que se señala al azar una parte del cuerpo del perdedor que será extirpada quirúrgicamente como pena.

Ahora, todo esto se volvería una trama algo repetitiva, si no fuera porque entra en escena el elemento sorpresa. O, mejor dicho, el elemento frutosko.
Ganta descubre (como casi todos los protagonistas que tienen habilidades increíbles que son puestos bajo presión) por necesidad que, desde que el Hombre Rojo lo atacó, es poseedor de una habilidad excepcional que debe aprender a manejar. Concentrando su voluntad, puede conformar proyectiles con su propia sangre, que puede disparar a velocidad y fuerza terribles. Esta clase de habilidades que utilizan la sangre del usuario para, de alguna manera, generar una manera de ataque, reciben el nombre de Ramas del Pecado, y cada uno de los poseedores de esta clase de Ramas recibe el nombre de un pájaro, denominado por los que manejan DW.

Podría seguir spoileando detalles pero, para qué? Solo diré que se pone interesante, tanto la definición de las Ramas del Pecado como el movimiento detrás de bastidores entre los que manejan DW.





El Juicio del Carcelero (Crítica)

DW cubre muchísimas de las expectativas de un Mangaka medio, esto es; buen dibujo, buen guión y buenos personajes. El dibujo es Excelente de pe a pa, desde la escena inicial del hombre Rojo hasta los combates, es un Manga muy animable. El problema es que el exceso de violencia Gore que tiene en algunos momentos (nada mala, para quienes amamos el género, muejejeje) le restringe este género gracias a los censores. Además, tampoco creo que terminara vendiendo demasiado.
DW es una serie dura, realista en muchísimos puntos y también, una crítica a la sociedad como cuan mórbido puede ser el humor o cuan retorcida puede llegar a ser la diversión de la que el hombre se provee.
El guión tiene una línea muy buena, quizás bastante rápida en un principio, cuando las acciones se suceden a una velocidad vertiginosa y particularmente veloz. Nunca termina un capítulo en total certidumbre, ni deja los hechos planteados con la totalidad que tienen otros; siempre es una puerta abierta, siempre es una nueva duda planteada, o siempre es un personaje que creías conocer, revelando una faceta nueva o retorcida.
Escribir esto es sacarle un poco la gracia que, creo, quisieron imprimirle los guionistas de DW… pero, no se sorprendan al leerla, cuando vean cosas inverosímiles o nuevas dudas, o eventos para los que creían que faltaban muchos capítulos pasando en pocas páginas. DW pasa a ser una montaña rusa repleta de sangre y giros imposibles, donde todo termina teniendo finalmente un sentido.
Los personajes… si bien hay algunos que son arquetipos, no dejan de tener una particularidad bastante buena en su previsibilidad. Ganta no pasa de ser el típico pendejo “normal” a quien se le exige respuesta en situaciones que jamás creía que iba a vivir: ergo, se quiebra en muchas ocasiones y no pasa de ser un personaje que vive cuestionando todo lo que pasa y lo que le pasa: es un personaje que busca identificarse con el lector, y viceversa.
Shiro es el típico disparador que tiene toda buena serie: es un personaje que aparenta una personalidad demasiado simple, pero el lector medio sabe que debajo de esa fachada de niña cariñosa y simplona se oculta un mambo muy negro como para analizarlo. Y sabés que en algún momento va a usar ese As que tiene bajo la manga desde el principio de la serie.
Yoh, quien completa el trío de algo que podríamos llamar “protagonistas”, es ese típico personaje relativamente altivo e inclusive traicionero, cuyo fin es mucho mayor que sus compañeros, la prisión e inclusive él mismo. Es solamente bueno mientras las metas de todos coincidan: cuando cambie el viento, quién sabe hacia donde irá.

El resto de los personajes son arquetipos bastante bien utilizados. Tenemos los demás reos que poseen Ramas del Pecado, quienes son modelos o bien de Wise-Guys (sabios, buenos tipos o buena onda), o bien de Llaneros Solitarios, personajes que, cuando entran en escena, vos te quedás o bien con la boca abierta, o con el puño cerrado. Como todos buenos llaneros solitarios, o los amás o los odiás.
Ejemplos de estos son : El Búho (líder del movimiento revolucionario), un tipo que a simple vista parece Jesús literalmente: callado, buena onda y sencillo. Consejero y lleno de esperanza, es el Wise-Guy de turno.
El otro ejemplo es El Cuervo, el primer personaje que muestra otra Rama del Pecado y que se queda tuerto al principio de la serie, es un tipo confianzudo, que usualmente se está riendo (de otros) y desprecia a los débiles. Tiene una cuasi buena relación con Ganta, a pesar de que hayan luchado en contra, pero no deja de dejar en claro que es un tipo cabrón como él solo. Llanero Solitario itself.



Apagando las Luces de la Prisión (Conclusión)

DW es una serie que sigue dibujándose, una serie muy entretenida y llena de contenido áspero de digerir: no la recomiendo para lectores que no tengan un temple medianamente necesario (digamos, de adolescentes en adelante). También tiene muchísimos diálogos excelentes, con metáforas que bien podrían estar incluídas en una novela popular japonesa. Para los amantes de la violencia y las peleas: si bien en un principio parece densa y repetitiva, la sangre no se hace esperar. Y además, las Ramas del Pecado se activan usando la sangre de los usuarios… que más pueden pedir?
La verdad, hacía un tiempo bastante largo que no leía un manga que me satisfaciera tanto. La única crítica que tengo es que no haría tan llorones algunos personajes, o bien haría una serie un poquito más retorcida en el sentido de que, a veces, al final de algunas secuencias, terminan cayendo en clichés como: llorar un cadáver, el valor de hierro de la amistad, las lágrimas y el moqueo (quienes, junto a la sangre, son el fluído natural humano más usado en esta serie), la desesperanza, etc.
Hay giros por todos lados y en todos los capítulos y, si bien spoilee una buena parte en este artículo, es solo la punta del iceberg. Créanme.
Si tuviera que compararla con alguna serie, la compararía con Gantz, porque si bien no leí ese manga (y desconozco si será igual al animé, creería que no), se nota el mismo grado de gore-crítica social de la desidia humana, enemigos retorcidos y sistemas retorcidos, bla bla bla, zarasa.

Ah, un detalle particular que me encantó de este Manga y casi me olvidaba de comentar: Deadman Wonderland, a pesar de ser un Matadero prácticamente, tiene una simbología y una estética muy muy tierna y simpática: recuerda al toque a Disneylandia, o a cualquier parque de diversiones promedio. Este detalle me resulta gracioso, y a la vez, excelente.

Le doy ocho Virgilios y Nueve Hippies Cósmicos.

2 comentarios:

  1. Da ganas de meterse ahi dentro a explorar un poco ese DW... no?

    ...

    No...

    Pero al menos leamos de lejos de que se trata

    ResponderEliminar
  2. no m e leido el manga pro el anime va dar mucho de que hablar... xD es sin duda uno d los mjrs anime k se han estrnao este año!!! xD

    ResponderEliminar

Comentarios, dudas, puteadas... cualquier cosa, maeses!