jueves, 16 de junio de 2011

Hígado de Hierro



Gente, queridos lectores de Frikilogía… es hora de empezar con una serie de artículos (supongo) respecto a ese mundo de animación poco frecuentada, es decir, el terreno donde las reglas se van a la mierda y donde lo que realmente importa es entretener a… no, ni siquiera entretener a los videntes. Creo que la mejor manera de clasificar esta clase de animaciones es solamente diciendo que son crípticas, inexplicables y la gran mayoría de las veces, inclusive incomprensibles.

Mi primer invitado de esta clase de cosas, productos bizarros, engendros de una mente atolondrada sin ninguna duda: 12 Oz. Mouse! Mejor conocido y doblado al español por nuestros hermanos Mexicanos como Ratón Esponja.

El Sueño del Pibe

Es imposible pensar que algo como esto vea la luz. Posta, sin empezar a ponerse el traje del crítico forro, es literalmente imposible. La gran mayoría de nosotros ha pensado en hacer su propia serie animada, y lo primero que se nos viene a la cabeza es cumplir con, lo que soñamos, son los requisitos básicos: un salario bajo, pocas exigencias, buena estética e ideas originales. Bueno, esta gente, la gente que produjo a este engendro, no podía hacer otra cosa más que joder. Francamente! Juzguen por ustedes mismos sino.

Pero bueno. Primero que nada, imposible aceptar el hecho de que se envidia (insanamente, por supuesto) a los creadores de semejante cosa. Primero, porque es genial en su sencillez. Segundo, porque es inexplicable en su manera de atacar la realidad, los sentidos y la costumbre a ver lo que siempre estamos acostumbrados a ver. Tercero… bueno, vamos a ver un poco más detenidamente qué es esto antes de adentrarnos a pre-juzgarlo. Quieren?

Un Pocojo de Guionojo y Biromojos

Esta serie animada de veinte capítulos fue creada para el ciclo adulto de Cartoon Network, Adult Swim, Lo creó Matt Maiellaro, un personaje de esos que se tambalean entre las filas de guionistas que habitan esos ámbitos Yankees. Haciéndola corta, este tipo fue productor y co-guionista del más que épico Fantasma del Espacio de Costa a Costa, y co-creador de Aqua Teen Hunger Force, ambas series que están marcadas por el humor surreal y, a veces, la total falta de sentido en lo que se narra.

De hecho, Matt reveló en varias entrevistas que sus mayores influencias eran Don Hertzfeld (un animador que todos deberían conocer) y los Films de David Lynch. Obviamente, también se inclina hacia el Teatro de lo Absurdo. No hay demasiado más que aclarar respecto a este tipo; simplemente hace lo que hace, de la manera en que lo hace, y siempre que tenga sus manos cerca de un proyecto propio va a imprimirle su marca; la del total sinsentido, que te puede causar gracia o no.

Un detalle más respecto al creador: toca la guitarra eléctrica, y todas las guitarras que aparecen en esta serie son interpretadas por él, además de la voz del personaje principal, Fitzgerald.

La Historia… si es que la hay

La historia narra (según las conclusiones de los ejecutivos de la cadena) en las desventuras del Ratón Fitzgerald, también llamado Fitz, Butch o simplemente Ratón; un roedor antisocial y alcohólico con arranques psicópatas (si, leyeron bien). El uso de armas de fuego y abundante alcohol está presente durante toda la serie, además de la caracterización de la animación y el arte tosco en su mayor exponencia, como buscando en lo simple de los dibujos la rapidez para una cabeza que solamente quería empezar a tirar una idea sin sentido atrás de otra. Y a juzgar por mi propio juicio, lo consigue jodidamente bien.

Se puede hablar de una Conspiración en la ciudad en la que transcurre la historia, pero la línea narrativa está tan distorsionada y toma tantos giros inesperados (e irrazonables) que no se la puede dilucidar bien.

Por si los dibujos dicen poco, el diálogo dice menos todavía. Pero en esta clase de contenidos es imposible querer distinguir algo; quien quiera probablemente acabe bastante cansado. Es simplemente una comedia absurda y hay que tomarla como tal.

Hay una lista casi interminable de personajes, que en esta plana parecen todos secundarios; solo por mencionar a los más importantes tenemos al protagonista, Fitz, quien usa armas de fuego, tiene una constante afición por las armas de fuego, roba bancos, le dispara a cualquier cosa, es invulnerable a casi cualquier tipo de daño y tiene un avión robado con el que se mueve por la ciudad. Ah, y para colmo de males, es amnésico y se confunde fácilmente. También está el Tiburón, un personaje bizarro (creo que es redundante a esta altura hablar de bizarro) que consiste en simplemente un tiburón, no humanizado como el ratón sino un literal tiburón, quien es el encargado de darle diversos laburos a Fitz a lo largo de la serie y tiene un aire siniestro. Por otro lado, imposible dejar zafar a Skillet, la Chinchilla de turno e incondicional compañero de Fitz, quien no habla y tiene una Uzi que maneja como un demonio; además, es raptado y casi siempre chilla cuando alguien debería decir algo. Cuadrado es simplemente un cuadrado que, vestido como un hombre de negocios, siempre parece hablar en tono relajado respecto a cosas importantes que tiene que hacer. Rhoda es el bartender del lugar al que Fitz siempre va a beber después de haber cometido alguna cosa (o simplemente por ir a beber); El Policía Maní (que discutíamos viendo la serie, pues creíamos que era un salero) es un tipo que lo que menos hace es su laburo de policía, y, sobre todo, SE RÍE DE CUALQUIER COSA. Así. En Mayúsculas.

Y podríamos seguir, como siempre, la lista es enorme…

Como Pa’ Redondear!

En síntesis, y terminando con una nota que era casi imposible de hacerse, les recomiendo esta serie cuando realmente quieran (y no estoy jodiendo con la advertencia) cambiar radicalmente el foco de lo que vienen viendo. Y, más que nada (y esto puede ser genial), pueden verlo con amigos, haciendo cualquier otra cosa (cocinando, jugando, mateando), pues por lo general lo mejor de esta serie es la cantidad de preguntas que desencadena… y si tienen la suficiente inventiva, las respuestas pueden ser terriblemente hilarantes.

Una última advertencia; esta serie tiene contenido bastante explícito, y sé que no debería ser una advertencia, pero cuando más arriba digo que no tiene sentido, realmente NO TIENE SENTIDO. Hay momentos en que esta serie se transforma en algo totalmente abstracto que, visto solo o deprimido se pueden transformar en un tremendo bodrio o en un garrón, cosa que no es para nada. Solamente los que tengan gusto por el absurdo denle con ganas. Y los dejo con la opening y el primer capítulo doblado al español para los valientes que se atrevan.

Recuerden mi consejo; visto con amigos tiene otro sabor.

Un saludo y, como siempre, gracias por leernos.

Cataqclismo

Tema de la Intro

Primer Capítulo doblado al Español

1 comentario:

  1. RATON ESPONJA RATON ESPONJA!
    RATON ESPONJA RATON ESPONJA!

    meta mierda, alto ending!

    Esta es una serie muy rara, mi recomendación es que traten de darle una segunda oportunidad si a la primera no los atrapa. Si bien hay chistes que pueden no entender o no parecerles graciosos, les juro que a la larga terminaran topandose con los dialogos mas drogados, alucinantes y memorables de la animación. SE LOS JURO.
    Alta serie, y si, veanla con amigos bien flasheros, es un delirio total.

    ResponderEliminar

Comentarios, dudas, puteadas... cualquier cosa, maeses!